Coco Wilson, un coco verde en Torremolinos, Málaga

Hola amigos, para quién no me me conozca aún soy Coco Wilson, un coco verde muy muy fresco, y voy a contaros lo que me ocurrió hace unos días.

El pasado 13 de febrero encallé en la Costa del Sol, y ya que acabé allí en mi camino a la deriva hacia Barcelona, quise asistir como expositor a la famosa feria ExpoPlaya 2015, que tuvo lugar en el Palacio de Congresos y Exposiciones de Torremolinos. Por supuesto era el único coco verde.

No soy presumido, pero tengo que decir que estoy orgulloso de lo mucho que gusté en la feria. Muchos de los visitantes e incluso la mayoría de los expositores no habían visto un coco verde como yo en su vida y les encanté 😉

Los interesados pudieron probarme “a secas” y también con los mejores cócteles con agua de coco, o “cocócteles” como yo les llamo, con el apoyo de nuestros amigos de CocktailShop.

Muy pronto estaré en los mejores chiringuitos, clubs náuticos, restaurantes y beach clubs de la Costa del Sol, si quieres probarme o no me encuentras contáctame escribiendo a hola@cocowilson.com

¡Os dejo unas fotos de mi gran día en ExpoPlaya 2015!

coco verde

Coco Wilson en ExpoPlaya 2015

coco verde

Coco Wilson en ExpoPlaya 2015

coco verde

Coco Wilson en ExpoPlaya 2015

coco verde

Coco Wilson en ExpoPlaya 2015

coco verde

Coco Wilson en ExpoPlaya 2015

Coco Wilson, el agua de coco, y el plasma humano

¡Hola!

Mientras viajo hacia mi próximo destino (las playas de toda la costa del mediterráneo) os quiero explicar la historia de mi abuelo, el cual también se llama Coco Wilson.

La historia es realmente curiosa y creo que os parecerá muy interesante, todo se remonta en la época de la segunda guerra mundial, mi abuelo Coco Wilson estaba expectante en aquel dantesco escenario en el que unos y otros peleaban sin parar. Pero por petición de altos cargos del ejercito tuvo que entrar en acción, no en combate, pero si ayudando a recuperar a soldados malheridos.

La cuestión es que utilizaban el agua de coco de mi abuelo Coco Wilson para practicar una técnica de infusión vía intravenosa, sustituyendo al suero fisiológico para aquellos soldados que habían perdido demasiada sangre. Esta técnica se puede realizar con el agua de coco ya que nuestra composición química es muy similar a la del plasma sanguíneo humano. Os dejo una imagen para que veáis la comparativa entre el agua de coco y el suero fisiológico.

Captura de pantalla 2013-06-19 a la(s) 20.40.22

Mi abuelo Coco Wilson acabó siendo un héroe para muchos soldados, ya que consiguió salvarles la vida a varios de ellos. Y la verdad, después de que me explicara su historia y sentirme tremendamente orgulloso de él, decidí seguir su ejemplo, me fui a Centro América durante un tiempo, donde sabía que actualmente aún realizan este tipo de técnica de transfusión en poblados que están alejados de hospitales para poder ayudar a todas aquellas personas que necesitaban ayuda.

Agua de coco, el fluido de la vida, así es como nos bautizaron en la segunda guerra mundial, ¡y que razón tenían!